Prevención de la toxoplasmosis en el embarazo

 

La toxoplasmosis es una enfermedad producida por un parasito llamado toxoplasma gondii. Si se contrae fuera del embarazo, es totalmente asintomática la mayoría de las veces, o como mucho da síntomas inespecíficos, similares a los de una gripe. Pero si se adquiere estando embarazada puede trasmitirse al feto y producirle problemas más o menos graves según el momento de la gestación en que se contraiga la infección.


El toxoplasma se encuentra en la carne de muchos animales, entre ellos el cerdo y las aves. La contaminación se produce frecuentemente a través de los gatos y del material contaminado por sus heces.


Los alimentos que estás cocidos (jamón york, mortadela, chóped…) son seguros, sin embargo hay que evitar los alimentos que sólo están curados (longaniza, chorizo, jamón serrano, salvo que estén cocinados o los hayamos congelado


Recomendaciones generales para evitar el contagio:
• Evitar el contacto con los gatos
• Cocinar bien la carne, que no sangre
• Congelar el alimento a  -20ºC durante 2 dias.
• Lavar bien frutas y verduras.
• Evitar huevos crudos y leche sin pasteurizar
• No frotarse los ojos o la cara al preparar la comida y limpiar la superficie de trabajo cuando se termina.
• Evitar trabajos de jardinería (el parasito puede encontrarse en la tierra)
• Lavar bien las manos después de manipular carne cruda, tierra o arena de gatos.
• Evitar las pulgas y las cucarachas.


Si tiene un gato:
• Es recomendable hacer una serología al animal para saber si pasó la infección o no. Si la hubiera pasado, y estuviera inmunizado, no hay peligro
• Dar de comer al animal alimentos preparados comercialmente, o bien cocinados y no crudos
• Encargar la limpieza de sus excrementos a otras personas, utilizando siempre el cajón, vaciándolo diariamente y desinfectándolo periódicamente.

Doctora Torrijo 

Obstetricia y Ginecología

Zaragoza 976 144 565

Política de Privacidad

© 2020 doctoratorrijo.es